Una cosa que Reo del Mal quiere que sepáis

Si alguien se ha preguntado últimamente qué ha sido de Reo del Mal, ahora lo sabrá.
Anda un poco deprimido estos días porque una de sus creaciones ha sido rechazada por cierta revista virtual. Decir que está deprimido es decir poco en honor a la verdad. Está hundido y con grandes dudas artísticas y existenciales que yo, Leo, creo, he logrado cuando menos limitar en nuestra última conversación.
A causa de esa revista, que es la misma que declinó publicar hace unos meses un escrito mío, o sea de Leo del Mar, como ya comentó, sin consultarme, Leo como Jorge Ortiz en su día aquí mismo, y que como ya digo es el origen de los actuales males de Reo (ni siquiera le contestaron a su amistoso e-mail como me confesó anoche entre lágrimas), yo mismo, Leo, decidí no enviar más textos de mi cosecha al proceloso mar digital de las revistas literarias virtuales a no ser que mediara una invitación previa o al menos tuviera la seguridad de que alguien se iba tomar la molestia de leer esos textos con un mínimo de atención, y no es que hayan rechazado más de una vez a Leo del Mar ni nadie de los de aquí considere que "je suis maudit". De todos modos no por ello ha dejado de aparecer un poema de Leo del Mar en La Fanzine, gracias, no a su calidad (que no sabemos lo que es) o valía (aquí ya sí se sabe), sino más bien a la intervención de terceras personas sin nombre, a quien dirijo por esto, por supuesto, mis agradecimientos al igual que a las responsables de La Fanzine Awixumaxita y Pat Flower Power.
De la obra de Reo del Mal, aun a pesar de las muchas pegas que podrían ponérsele, o no, admiro su valiente desnudez personal y poética si soy bueno, y si soy malo toda su sana ironía, que incluso él puede que ignore la mayor parte del tiempo con lo que convierte ese recurso, qué duda cabe, en otra cosa mucho más audaz. Pero en esta ocasión les digo a todos que ha ido más allá y me ha sorprendido incluso a mí, Leo, que lo conozco tanto en su vertiente personal como en la artística.
Sin saberlo, y esto lo sé porque he hablado con él al respecto, se ha emparentado no ya con simples escritores sino con grandes pensadores y activistas de la individualidad como pudieron haber sido en su día Andreu Warjola o C. M. Clay Jr., transgrediendo los límites de lo meramente lírico o narrativo. Porque, sí, amigos míos, Reo del Mal ha parido poesía. Irrefutablemente.
"Una vez más" dirán unos pero ahora con la diferencia de que "desde luego" habrán de decir todos.
Poesía más allá de lo bello y verdadero y aquí podrán disfrutar de él mismo dentro de unos pocos días (aclaro a modo de preaviso, o spoiler, que el pronombre él utilizado en la anterior frase que no está entre paréntesis no está mal empleado), y además lo publicaré yo mismo (para que valoren si son serias las dudas que alberga Reo con esta obra como resultado de la negativa agitadora baste que les diga que ahora él no se atreve a publicarla bajo su perfil) asumiendo todas las consecuencias y tras sólo una ligera modificación en el título original de la obra tal cual se la envió Reo del Mal a la sección de contactos de www.agitadoras.com.
Para terminar no quisiera faltarle a Reo y a la promesa que le hice de poner en mi boca la transcribción de lo que piensa él, matizado, eso sí, de las, para él insisto, supuestamente Agitadoras, aunque en nada comparta su misma opinión ya que creo que hacen una buena labor y son libres de publicar lo qué, y a quién, les plazca, pero que sería algo así, y lo hago en verso en honor a Reo, como que

cuando quieran 
pueden venir por aquí 
a agitar 
mi miembro
.

11 espiraciones

  1. David Says:

    Ánimos para Reo.
    Quizá es porque no tiene libro publicado aún, y eso no causa agitación.
    Esta mañana venía escuchando en el coche la canción "Mary-Anne with the shaky hands" de los Who. ¿Revistas virtuales?
    Who cares?!!

  2. Anónimo Says:

    Dile que no se preocupe. Ya vendrán, seguro.
    Un abrazo.
    JLP

  3. Leo del Mar Says:

    Hombre D, no sé
    si ese será el motivo pero ya me darás tu opinión a partir del domingo (me ha salido domongo al escribir domingo y no sé si he hecho bien en corregirlo) si se merecía aparecer esa hermosa composición de la que hablo.
    Soy miembro del club de fans de chicas agitadoras como Mary-Anne (confieso que he tenido que buscar la canción en You Tube).
    Seguro que Reo te agradecería personalmente los ánimos que le envías pero, como dije, está de bajón, se ve que el sí cares about all that.
    A JLP también se lo agradecería, seguro, pero bueno, ya lo hago yo desde aquí. Merçi, Jay LP. Que los guardianes de los códigos binarios te oigan, o no.
    Estoy casi seguro de que te va a gustar lo de Reo.
    Abrazos a ambos.

  4. alfaro Says:

    Sucede que hay estilos más "rompedores", y no pasan a la primera.
    No toda la literatura agita con los mismos vientos, hay tornados y hay brisas, que quieren pasar por huracanes, y luego están los que recogen tempestades.
    Tú tempestea que ya alguien, agitador o no, recogerá.
    Abrazos.

  5. Dani Says:

    ellas se lo pierden...

  6. Leo del Mar Says:

    Me pitufa tu comentario, Alfaro.
    Gracias.
    Dani, ya me dirás a partir del domingo, que es cuando publicaré esa entrada, si hubiera cabido en vuestro Cruce de caminos.
    Saludos.

  7. pepe pereza Says:

    Leo, dile a Reo que no se deprima, quizá no sea un buen momento. Dile de mi parte que insista y que tiempo al tiempo. Él escribe cojonudamente y eso nadie lo puede negar.
    abrazo

  8. Leo del Mar Says:

    Reo ni siquiera se conecta a internet ya, o sea que ni verá tu comentario pero yo se lo diré.
    Seguro que se alegra de tus palabras.
    Un abrazo.

  9. choche Says:

    Bueno señor, dile a Reo que me gusta la hostia lo que escribe y como lo escribe, por otro lado encantado de conocerte en León y nada, ya nos volveremos a ver y disfrutar de unos cañines o sidras. Fuerte abrazo

  10. Reo del Mal Says:

    gracias, peña
    y a ti choche, pena que no pudiera ir yo a león
    saludos a todos

  11. Anónimo Says:

    Vista tu gran poesía más allá de lo bello y lo verdadero, si pones en verso lo que aquí pusiste en prosa, tendrás más volumen de obra poética, jejeje. Je.